¿Estás pensando en crear una marca? ¿Conoces los pasos a seguir para realizar el registro de una marca? ¿No sabes dónde registrar marcas? ¿Cuánto cuesta registrar una marca?

Estas son preguntas que toda persona física o jurídica puede plantearse en el momento de realizar el registro de marcas. Hoy vamos a centrarnos en las estrategias que las marcas pueden seguir antes de realizar el registro de una marca. Recordamos que este procedimiento ha sido explicado en post anteriores. Pero podéis acceder a su explicación haciendo click en la pregunta anteriormente mencionada. O bien, enviándonos un correo a nuestro contacto para solicitar más información.

Qué es y porqué es importante una estrategia de marca.

registrar una marcaEs importante desarrollar una estrategia de marca que se ajuste con la estrategia de mercado que sigue la empresa. Recuerda que los clientes van a recordar los valores de la empresa mediante la marca de esta. Es por eso que las marcas deben de tener unas características que se ajusten con el negocio y permitan desarrollar y crecer a la empresa.

Por tanto podemos definir la estrategia de marca como la disciplina de planificación mediante la cual se puede conseguir alcanzar objetivos de marca específicos alineados con el plan de negocio de la empresa. Muchos consideran que desarrollar una estrategia de marca es uno de los pasos más desafiantes en el proceso del plan de marketing siendo este un paso vital en la creación de la marca de la compañía.

Cuando hablamos de la estrategia de la marca no queremos hacer referencia a la ejecución de la misma la cual puede variar aunque la estrategia sea la misma.

La gestión de la marca

Es muy difícil conseguir que una marca sea diferenciada y valiosa. El primer paso para ello es conseguir encontrar que esta identifique la empresa, sus funciones y aptitudes. Además, de conseguir que esta sea diferente de la competencia. Para ello, Lidermark, gestor oficial del registro de marcas pone a disposición una plataforma para conocer si la marca que pensamos ya está registrada.

Pero la gestión de la marca no solamente debe ser al inicio con la creación o en el momento de realizar el registro de la marca, sino también en el futuro. Es decir, una marca consigue ser poderosa realizando acciones diarias que permiten fortalecerla.

Es importante tener en mente el esfuerzo que significa crear y registrar una marca. Porque es además de tiempo en la planificación y investigación de la misma, se invierten una gran cantidad de recursos; todo ello para conseguir un activo intangible en la empresa que llevará al éxito de la misma. Es aquí donde hablamos del valor de marca. Y por eso la gestión de la marca también incluye proteger la inversión y administrar el futuro de esta misma.

Cuando hablamos del futuro de la marca queremos hacer referencia a dos aspectos. El primero de ellos es un tema de la propia empresa, que como hemos dicho no debe dejar de lado el valor de marca. Este puede ser el principal activo dentro de una empresa. Y segundo, renovar el registro de la marca. Son dos aspectos importantes, porque si tenemos una marca cuyo valor es elevado pero cuyo registro ha expirado la empresa se encuentra en un conflicto completo.

Es por eso que cuando hablamos de gestión de la marca hemos de tener en consideración un adjetivo, este es: ser proactivo, ante los problemas o riesgos que sucedan delante de la marca.

Diferentes estrategias a seguir antes de registrar una marca.

  • Única

    Se trata de una estrategia seguida por empresas que quieren dominar todos sus productos con una única marca aunque se traten de diferentes productos. Es decir, una única marca de prestigio decide agrupar a todos sus productos, servicios, modelos, complementos… de la compañía bajo la misma marca. Es el ejemplo de Nivea o Renault.

  • Múltiples

    En el caso contrario al de marca única encontramos la marca múltiple. Esta estrategia consiste en crear distintas marcas para comunicar al mercado la existencia de diferentes productos o líneas de productos. La ventaja principal de esta estrategia es la personalización del mensaje ya que se adapta a cada target group.

  • Paraguas

    Se trata de una marca fuerte, reconocible y de notoriedad que da cobertura a diferentes líneas de productos o a marcas de productos.

  • Blanca o de distribuidor

    Se trata de la estrategia adoptada por los fabricantes o las empresas de distribución. Esta estrategia supone una ventaja para el distribuidor porque aparte del prestigio que supone extender los productos con la marca puede conseguir grandes márgenes de beneficio.

Esto son solamente algunos ejemplos de las estrategias de marca que pueden seguir las empresas. Recuerda que para conseguir el éxito de la marca de una empresa es importante elegir la estrategia que más se ajuste a la empresa. Pero sobretodo… registra tu marca, porque es el paso para que una marca sea conocida.